10 competencias para la formación del líder adaptable de la economía digital

Nota de HPK: en enero de 2015, una destacada revista colombiana me pidió un breve artículo sobre Outliers School para publicar en su especial dominical sobre buenas prácticas educativas en Iberoamérica. Por razones que desconozco, el artículo nunca se publicó. Así que aprovecho ahora para compartirlo con los lectores del blog de Outliers School.

Vale una introducción desde lo arquitectónico. Existe una fractura definitiva de la lógica del espacio-tiempo en el aprendizaje. La sociedad red está organizada con nuevas lógicas de tiempo de aprendizaje veinticuatro horas, y espacio de flujos. Esto no hace inservibles o resta valor a los espacios físicos públicos, sino que los reconfigura, dándoles un nuevo significado y utilidad. Se entiende el espacio como una tecnología más, y más importante quizás que las TIC. Se trata de reconfigurar los espacios analógicos de una manera disruptiva y con énfasis en la experiencia local, que siempre será más valiosa en términos analógicos que digitales. Los espacios físicos se recrean como nuevas y más atractivas interfaces, con el objetivo primordial de potenciar el factor red. Se trata de Espacios LEGO para fomentar modelos mentales de construcción autónoma de conocimiento.

La tarea que hacemos en Outliers School es promover un pensamiento de diseñador para no diseñadores que les permita atacar problemas concretos creando innovación con el usuario en el centro del proceso. ¿Cómo? 1. Empatizando con el público objetivo. 2. Ideando en grupos pequeños y con un tiempo limitado de producción. 3. Promoviendo prototipos de rápida ejecución y bajo presupuesto. Equivocarse mucho, rápido y barato. 4. Prototipando y presentando los prototipos. 5. Promoviendo que el pensamiento de diseño se convierta en política desde los tomadores de decisiones.

 

Comparto 10 pautas y competencias específicas vinculadas a la formación del líder adaptable que reclama la economía digital y que intentamos formar en Outliers School:

 

1. Promover el diálogo individualizado e informal con los alumnos como tarea pedagógica.

2. Fomentar la pedagogía entre pares. Promover la colectivización de la autoría hacia el diseño de modelos de creación distribuidos, iterativos y adaptables.

3. Rediseñar las instancias de evaluación en torno a preguntas abiertas o preguntas sin respuestas preconcebidas o ya documentadas.

4. Capacitar en la abstracción, el foco y el diseño de mapas mentales.

5. Todo espacio (de flujo) es un aula. El más inteligente del aula debería ser EL AULA.

6. No ponemos la prioridad en las tecnologías. No son las tecnologías, somos nosotros. Úsalas de forma natural. Alan Key decía “technology is technology only for people who are born before it was invented”. El ser humano sobreestima la importancia de los nuevos inventos y desestima los inventos con los que vivió toda la vida. Nos comportamos como niños ante el nuevo juguete.

7. En la geekonomía, el poder no lo tiene quien gobierna las instituciones o los países, sino quien domina la relación entre las redes y tiene mayor capacidad para reconfigurar una red dada y adaptarla con flexibilidad a sus intereses.

8. El poder no es un atributo, sino una relación construida en la mente de los individuos a través de la comunicación.

9. La economía es bipolar: una gran parte de los consumidores buscan rebajas, marcas blancas o gratuidad, pero hay un tipo de consumidor capaz de pagar lo que sea necesario para que su experiencia sea óptima.

10. El éxito es frágil, y la perfección fugaz. Las causas suelen ser la arrogancia que surge del éxito, el fracaso en reconocer y hacer frente a la competencia, el poco deseo de aprovechar oportunidades que impliquen algún riesgo y la incapacidad de adaptarse al cambio incesante.
 

 

“Si quieres que pase algo de verdad, pulsa el botón rojo, los demás no sirven para nada.” Homer Simpson